Cómo volver a sentir amor por tu pareja como el primer día

Hacer que vuelva la ilusión del enamoramiento tiene que ver con cambiar el uso del foco atencional.

Cuando una relación de pareja empieza, la experiencia que se vive está fuertemente relacionada con la ilusión y la sensación de que hay grandes momentos esperándonos. Esto implica ciertas dosis de estrés, pero normalmente se trata de un estés sano, presente en su justa medida para mantenernos en vilo, pendientes de cómo se desarrollará ese noviazgo.

Además, ir aprendiendo poco a poco acerca de cómo es la persona por la que sentimos amor también es de por sí algo emocionante, y más teniendo en cuenta que a través de su punto de vista también aprendemos cosas sobre nosotros mismos (que, además, suelen ser positivas, dado los sesgos "optimistas" e idealizadores típicos de los que se han enamorado recientemente).

La zona de confort emocional

Ahora bien, aunque al principio de la relación todo son descubrimientos, poco a poco la relación de pareja va asentándose en hábitos y rutinas que le dan estabilidad.

Esto no solo tiene el efecto de hacer que la relación se consolide y tenga un espacio en el que mantenerse en el día a día (por ejemplo, mediante rituales como desayunar y cenar siempre juntos); además, tiene u efecto indirecto, pero determinante en nuestras maneras de sentir y de pensar. En concreto, se crea una especie de zona de confort relacionada con todo lo que tiene que ver con esa relación de pareja.

Así, el precio de hacer que la relación amorosa se estabilice y tenga medios materiales para prosperar (mediante hábitos compartidos y recursos materiales comunes) es ver cómo esas situaciones ilusionantes desaparecen y, con ellas, una parte de la satisfacción que se siente por el noviazgo o matrimonio.

Por: Grecia Sotomayor Araujo

Compartir en Facebook
Compartir en Linkedin
Compartir en Twitter
Publicado: 29-04-2019

Comentarios: