¿Qué es un viaje astral?

¡Podría ir donde yo quisiera!

El viaje astral es una experiencia durante la cual la conciencia deja temporalmente el cuerpo físico y utiliza el cuerpo astral de forma independiente para viajar al plano astral. Esta separación puede ser espontánea o inducida, pero recuerda: es una experiencia completamente natural. Muchas veces hay ciertas “sensaciones” que uno vive antes o después de vivir un viaje astral. Te mencionaré alguna de ellas para que más o menos te hagas una idea y a ver si te identificas: sensación de caída mientras se comienza a dormir, incapacidad de moverse al dormirse o cuando despiertas, una vibración que sucede de la nada en alguna parte de tu cuerpo y que es involuntario, encontrarse flotando sobre tu propio cuerpo. Aunque te parezcan extrañas estas sensaciones, no generan daño y de por sí suelen ser experiencias agradables (aunque claramente exista el miedo a lo nuevo y al hecho desconocido).

Este viaje como mencioné más arriba puede ser inducido a través de técnicas y con las indicaciones correctas. Se ha hecho común el miedo de que el alma no regrese al cuerpo y que cualquier cosa terrible pueda pasar, pero no te preocupes, que esto no puede pasar.

Hay muchas formas de realizar los viajes astrales o llamado también desdoblamiento astral. Entre las técnicas más básicas se encuentran: 

1. Debes ser realmente consciente de tus sueños. Se recomienda que justo al momento de despertarte (en las mañanas se entra más rápido a un estado de relajación) cierres nuevamente los ojos y visualices un lugar el cual desees visitar, siente la luz del sol, el viento en tu cara... Que estas sensaciones te embarguen y sigue visualizando, sin perder la consciencia de esto. Luego te encontrarás donde habías imaginado. Si no eres capaz de despertarte en medio de un sueño, ayúdate a través de una alarma (4 hrs después de entrar en sueño).

2. Se trata de programar tu mente antes de dormir, ya que la idea es ordenar a la mente trasladar tu conciencia a algún lugar y que tú puedas ser consciente de esto. Antes de comenzar a dormir, empieza una cuenta regresiva del 30 al 0, y cuando llegues al 0 hay que repetir hasta que sintamos necesario "esta noche realizaré un viaje astral consciente a algún lugar mientras duermo y recordaré todo al despertar." Hay que influenciar en la mente, prepararla, que el cuerpo y la mente sean consciente de este deseo, o sea predisponer=preparar.

3. Esta técnica es realmente conveniente para los que tienen la facilidad de despertar y volver a dormirse de inmediato. Cuando despiertes por primera vez, antes de dormir, cierra tus ojos y comienza a imaginar claramente a donde deseas ir, y mantén tu mente pensando en ese lugar, sin perder el enfoque. Ordenamos a nuestra conciencia que se traslade. Cuando te duermas estarás en ese lugar.

4. Si eres capaz de imaginar con rapidez se recomienda estar acostad@ en la cama, sin cruzar ni brazos ni piernas y mantener los ojos cerrados. Respira profundamente y relaja el cuerpo. Imaginará a cierta distancia (medio metro) su cuerpo astral que lo observa y tratará de trasladar su conciencia a ese cuerpo, sentirte parte de el y luego moverse. Después de practicar será más fácil entrar a ese cuerpo.



La forma más fácil de tener consciencia de que viviste un viaje astral es poniendo atención a tus experiencias al dormir, ya que muchas veces los sueños son solamente sueños, pero esto es porque a simple vista se ve así, pero otras veces no lo son. Por ello antes de dormir te recomiendo que te mentalices que durante el sueño serás consciente de que estás soñando y que vas a tomar tus propias decisiones. Y que sea lo que suceda, lo recordarás por la mañana. Algun@s podrían definirlo como sueño lúcido, sin embargo con la experiencia podrás diferenciar que hay una realidad independiente de ti (dimensión astral) y durante esta experiencia sabrás que no dispones del cuerpo físico, sino que hay otro más que es el cuerpo astral. Es tan maravillosa la experiencia que uno teme frente a lo desconocido y lo intrigante, pero créeme, puedes intentarlo si lo vuelves un entrenamiento antes de dormir. Volviéndose consciente.  

Para desarrollar alguna técnica y hacer tu propio viaje astral va netamente en la relajación, respiración, en la imaginación, o en el sueño lúcido. ¿Y tú qué esperas para vivir este viaje?

Por: La Lune Chik

Compartir en Facebook
Compartir en Linkedin
Compartir en Twitter
Publicado: 29-04-2019

Comentarios: